sábado, 19 de julio de 2008

Chuker

Irma y Orlando toman mate dulce.

Cuando toma sola, Irma le pone chúker. No cualquier edulcorante sino chúker marca Chuker. Cuando toma con Orlando, él no le permite ni siquiera que cebe uno y uno, uno con chúker, uno con azúcar. Orlando dice que "eso que le ponés vos" es una porquería.

Irma no puede creer que Orlando reconozca el sabor del edulcorante. Para ella el gusto es el mismo y Orlando le tiene idea.

Cada tanto intenta hacerle pasar un mate con chúker de contrabando. Orlando se da cuenta y es un escándalo. Ni hablar del día que le puso chúker a las manzanas al horno. Nunca estuvieron más cerca de la separación.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Jajajaja
Conozco varias parejas de Irma & Orlando
Andre

Cata dijo...

El otro día los ví en el Subte.
Me tenté y no sabía como disimular.
Cata

Amanda dijo...

que tristeza, aca en casa hacen siempre las manzanas al horno con un poquito de agua y chuker nomas. pero uno marca "si diet!" como para reforzar la idea... que tristeza esas manzanas

Bea dijo...

Nunca estuvieron más cerca de la separación. Para un cuadro.